16 septiembre 2008

SE HA RETRATADO

“Hay 180.000 extranjeros cobrando seguro de desempleo y ya volvemos a tiempos pasados. Hay 20.000 andaluces que han pedido trabajo en la vendimia francesa

Son las palabras de Mariano Rajoy. Diría más cosas pero ésta es la perla. Si, que ahora diran que si está sacada de contexto, que si pitos y que si flautas. Pero ¿Qué pasa? En España estamos en una democracia, y cada uno puede decir lo que piensa. Incluso puede decir hasta a lo que su inteligencia, si es que la tiene, le deje llegar.

Además, me parece bien. Que cada uno es cada cual, y lo mejor es que nos posicionemos. Ya está bien de las expresiones políticamente correctas y de tantas gaitas. Que piensa que España es para los españoles, pues que lo diga a las claras. Eso y cualquier otra cosa, y que cada uno saque sus consecuencias.

Parece que para don Mariano, que vinieran a España gente de otros países para recoger nuestra mierda, cuidar de nuestros hijos y trabaja en lo que rechazábamos cuando las vacas gordas, eso no estaba mal. Claro pagándoles dos duros y sin dar de alta en la seguridad social. Vamos lo que fuimos antiguamente, que dice nuestro himno. No el de don Mariano, no, el de los andaluces. Ahora cuando las pintan negras para todos, los inmigrantes de cobrar el paro ni hablar. Eso los de aquí. ¿Qué lo extranjeros que cobran el paro habrán cotizado como cualquier “cristiano” (que diría don Mariano)? Si pero los “cristianos viejos” tienen derecho a cobrarlo, los de fuera no. Aquí todos iguales, pero unos más iguales que otros

Por otro lado. Cuando se refiere a que volvemos a tiempos pasados, lo hará a cuando don Mariano era ministro de trabajo. ¿Entonces nadie iba la vendimia francesa? Que corta es la memoria y que larga la osadía. Si sus amigos los empresarios pagaran en el campo andaluz lo que pagan en Francia, tal vez los andaluces se quedaran aquí a trabajar. Pero para eso la inteligencia de don Mariano no da. No, no da.

Y es que don Mariano lleva razón. Volvemos a tiempos pasados. Retrocedemos 6 siglos, cuando echamos a los invasores. ¿Es lo que quiere ahora don Mariano? Que se vayan los inmigrantes a sus casas, a la de sus países, hasta que pase la tormenta. Cuando escampe ya los llamaremos y le diremos eso de que ahora si hay trabajo para todos, pero eso si, en lo que nosotros no queramos.

Además, seguro que ninguno de los 20.000 andaluces que han pedido trabajo en Francia se avergüenza de ello. Tampoco los extranjeros que lo pidieron cuando llegaron aquí, y ahora están cobrando un paro que se han ganado, gracias a que con su trabajo durante mucho tiempo han mantenido nuestra seguridad social. Vergüenza tendría que darles a quien utiliza a los parados, a los extranjeros, a los emigrantes y a los inmigrantes para hacer política de demagoga y vocifera.

No me alegro de sus palabras, pero si de que gracias a ellas cada uno quede en su sitio. Claro que algunos, o muchos, es lo que quieren escuchar. Y don Mariano, lo dice para quien lo quiera escuchar y le aplauda. Incluso quien lo defienda. Todos, el que lo ha dicho y el que lo va a defender quedarán perfectamente retratados. Pero son sus ideas, y los demás a respetarlas.

14 comentarios:

Revertiano dijo...

Dios, cuánta demagogia.
Yo, por cierto, creo que los inmigrantes son una necesidad, no una obligación de acogerlos cuando no se puede o ello es imposible. Cuando no son necesarios no me parece mal que se se les cierren un poquito las puertas (no echarlos no nada de eso) para que no vengan más, o sea, lo mismo que dijo el ministro Corbacho antes de que la Súper de la Vega le tirara de las orejas cuando se dio cuenta de que lo que había dicho (con toda razón) no era sociatamente correcto.
Juá, juá, están que se salen.

PICALCAN dijo...

Que no es eso. Que no. Que lo que ha dicho Don Mariano es otra cosa. No habla de que vengan o que no. Habla que 180.000 inmigrates estan cobrando el paro. No dice si tienen que venir más o no. ¿Que quiere decir con eso?
No conteste usted csaliendose por la tangente.
Por otro lado ¿qué es eso de acoger, de permitir que entren, etc? ¿En España tiene menos derecho a trabajar uno que haya nacido en Francia, por ejemplo, que una que haya nacido en Peñarroya-Pueblonuevo? Quien dice Francia, dice Ecuador.
Lo de las fronteras a las personas creo que han pasado a la historia.

Revertiano dijo...

Alabo su idealismo, pero me parece que vive usted en otro mundo, como el de las cejas circunflejas. Por cierto, que viene de compartir la cena del Ramadán en Turquía, disfrutaré cuando lo vea comulgar en una iglesia o participar en una procesión en su propio país.
Por cierto, veo que seguimos con el usted de blog en blog, eso está bien y queda muy fino.
Que usted lo pase bien.

PICALCAN dijo...

A lo que usted hace se le denomina echar balones fuera. No ha entrado en el fondo de la cuestión, qué no es otro que la metedura de para de su lider.

Revertiano dijo...

Lo mejor de quien usted llama mi líder (sobre lo cual habría mucho que hablar) es aquello último de: "¿pero a qué ha venido usted aquí? No me negará que es genial. Como el sonido que le he puesto a mi blog, escúchelo con atención y medite.

Anónimo dijo...

VAYA DOS, BUENOS IDEALES LOS SUYOS BUENAS PERSONAS ANTES ERAN IZQUIERDISTAS AHORA SON SOCIATA Y PEPISTA

PICALCAN dijo...

¿Eso fue lo mejor que dijo su lider? Sin duda. Ni una idea más que decir que zapatero es el problema. A eso le llamo yo visualizar el problema. Si señor. Ni en la oposición es capaz de demostar que mínimamente vale para algo más que para hacer el ridículo y dejar frasecitas sin contenido alguno.

PICALCAN dijo...

Ano..., siempre he sido izquierdista y siempre he sido socialista. Algunos y algunas son las no lo son y sin embargo presumen de ello.
De mi interlocutor no se puede decir lo mismo, nunca ha sido izquirdista y del PP se hace con la edad.

Revertiano dijo...

Son curiosos los juicios ajenos. Aquí parece que los demás saben más de uno que uno mismo.
No tenéis ni idea de lo que yo pueda pensar. La libertad estriba en no casarse con nadie, sino ver las cosas positivas (y seguirlas) o negativas (y rechazarlas y criticarlas) de cada tendencia según el momento o según sean las propuestas en cada momento.
Lo demás es llevar el carnet político e los genes, y de eso nada.

PICALCAN dijo...

Lo que usted quiera pero todavía ni ha rechazado ni ha argumentado las declaraciones de don Mariano.

Revertiano dijo...

No me corresponde a mí hacerlo. Pero lo haré.
Para mí, don mariano es el jefe de la Opisición de mi país (España), y el orate de las cejas circunflejas es el presidente del Gobierno de mi país (España), no mi presidente por cierto. O sea, que ambos deben de mirar lo primero por España y sus ciudadanos, y por sus intereses. Si España tiene necesidad (esto es muy aburrido, ya lo dije antes) de inmigrantes, estará bien, pero no tiene la obligación (ningún país lo tiene) de acoger a nadie, si acaso a los perseguidos por sus opiniones, ideología, raza o creencias, como recoge la Carta de la ONU.
En cuanto a que cobren el paro, por supuesto, imagino que habrán cotizado antes como cualquier trabajador. Creo que Pepiño Blanco se ha pasado cogiendo el rábano por las hojas de las manifestaciones de don Mariano, como el mismo se ha preocupado en aclarar.
¿Vale?

PICALCAN dijo...

Entonces ¿a qué vino incluir en una misma alocución inmigrantes que cobran el paro con emigrantes españoles?
A pesar de lo que usted quiera decir, y aunque don Mariano quiera explicar su palabras, se le vio el plumero.

Manuel dijo...

Enseñó el plumero Mariano ...
con inmigrantes quiso andar ...
el caso es que Revertiano ...
no se ve si viene o va ...

A un poco de orden apelo,
y un poquito de cordura,
enseñemos el plumero,
y si procede... la pluma!

Revertiano dijo...

Eso. Hablaremos del gobierno. Porque hablar de la oposición siempre será echar balones fuera. No mandan.